Type and press Enter.

Descubre la playa de Son Bou, en Menorca

playa de son bou menroca

playa de son bou menroca

Jamás lo hemos negado: somos incondicionales de votos de las calas y playas de Menorca, durante los doce meses del año. La verdad, ni tan siquiera en verano, estos exóticos arenales casi vírgenes llegan a perder ni un solo ápice de su encanto, intimidad, serenidad e increíble belleza natural. En verdad, las playas de Menorca son el lugar soñado para las familias, los jóvenes o las personas de cualquier edad, ya sea para gozar de un día de playa en calma, tomar un baño, broncearse, descansar, practicar deportes náuticos u otras disciplinas más arriesgadas o minoritarias. Aquí hay lugar para todos, en un rotundo remanso de paz y belleza.

playa de son bou menroca

Hoy queremos proponerte que pases unas horas en la playa de Son Bou, en Menorca, un enclave singular e inolvidable para quienes lo visitan y se interesan por todo lo valioso que allí hay para conocer y disfrutar.

playa de son bou menroca

Para comenzar, es necesario subrayar que la playa de Son Bou es la más larga y extensa de Menorca, con el atractivo añadido de estar volcada a mar abierto, delimitada por una cadena de dunas que la separan de la albufera colindante. La playa de Son Bou es, tal vez, la más rectilínea de toda la isla de Menorca y tiene la virtud de regalar al visitante un hermoso horizonte con bellísimos atardeceres. Si pasamos unas horas o unos días en la playa de Son Bou, podremos gozar de paisajes inigualables, miremos hacia donde miremos, por la proximidad de la montaña, los pinares o la propia albufera. Además, no muy lejos nos queda el Mirador de Son Bou, una cornisa montañosa que nos facilitará aún más deleitarnos con la mejor vista de la playa de Son Bou y de sus fantásticas puestas de sol.

playa de son bou menroca

Por si todo lo relatado ya fuera poco, en el extremo situado más al este de la playa de Son Bou tenemos su mítica Basílica Paleocristiana, uno de los templos religiosos más antiguos que se conservan en España, datado en el siglo V. Esta Basílica Paleocristiana de Son Bou, también cuenta con una necrópolis con sepulturas excavadas en la propia roca. Es una de las Iglesias más representativas y de mayor tamaño de ese período que el tiempo ha querido que lleguen a nuestros días.

En definitiva, la playa de Son Bou, en Menorca, no es un arenal cualquiera, ni un simple lugar para tomar el sol o bañarse. Es un patrimonio natural, paisajístico e histórico que ningún viajero inquieto debe perderse.

Hoteles en Menorca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *